martes, 4 de septiembre de 2012

Siente

Cállate, date por vencido ya,
no puedes, no puedes con nada,
todo puede contigo, piérdete ya.
No luches, está de más.

¡Tú puedes! ¡No te frenes!
Tú te autolimitas, nada ni nadie más.
Si quieres parar, hazlo, que sea
solo parar para continuar con más fuerza.

Si quieres soñar sueña, 
aunque no sirva de nada,
la vida se te escapa, te traga, 
te atraganta, no te deja respirar.

No hay nada imposible, nada,
nada más imposible que la imposibilidad,
no te rindas ni te cambies, ni a ti ni tus ideas,
no finjas, ni te hundas, ni queriendo ni sin querer.

Que quieres que te diga,
larga vida a la impotencia,
larga muerte espera con la desesperanza
a los que no se saben superar.

Quiero que me escuches,
que dejes de hablar y empices a pensar,
que no existe mayor tristeza
del que no se quiere superar, que vivas,
que sonrías, que te dejes de quejar
y que luches como siempre,
por si mañana no puedes más.

Sentir que hay alguien que confía en ti,
incluso cuando tú ya dejaste de hacerlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario